viernes, 18 de julio de 2014

RUTA MARATON DEL VERANO DEL CCY

VIII RUTA MARATON DEL VERANO

YECLA-XÁTIVA

Domingo 27 de Julio de 2014

DOBLE RECORRIDO:

BTT  -  105 kms. Salida a las 6:00 desde la Feria del Mueble.

CARRETERA  -  125 kms. Salida a las 7:00 desde la Estación de Autobuses.

Almuerzo conjunto de los dos grupos en la antigua estación de Bocairente.

Avituallamiento líquido y fresco con vehículo de apoyo.

Baño y comida a la llegada en el complejo deportivo de Novetlè (Xátiva).

Autobús disponible para los acompañantes que deseen pasar la mañana en Xátiva

y compartir la piscina y la comida con los ciclistas participantes.

Salida a las 9:00 desde la Estación de Autobuses para coincidir en el almuerzo en Bocairente.

Regreso a Yecla en torno a las 19:00 h. junto con todos los participantes.

Precios:

27 € participantes

25 € acompañantes

8 € niños

Inscripciones:

Juan Santa (629 32 25 40)

Toni Palao (660 02 42 26)

José Antonio Pérez Risueño (676 22 88 17)

Tere (669 73 45 99)

Número de participantes limitado a las 50 plazas del autobús entre los dos grupos y los acompañantes

Fecha tope para inscribirse hasta el jueves 24 de julio o hasta completar las plazas del autobús.

Recogida de mochilas de los participantes el viernes 25 en Ciclos Yecla Acobis.


Mas información: www.clubciclistayecla.es


Leer más...

Entrenando...

.. al igual que en los días previos a la vuelta al termino, este jueves en la etapa prevista la flor, la Anchura y Paint Ball, otra etapa a la inversa de la que estamos acostumbrados, hemos empezado a preparar la ultima salida del verano que esta programada como de costumbre,  el ultimo jueves del mes a las Virtudes, a disfrutar de otra noche mágica, y como no podía ser de otra forma que Manolo nos tenia preparado en su campo un avituallamiento para ir preparando los cuerpos para esa ultima nocturna del verano..

Leer más...

viernes, 11 de julio de 2014

IV Marathon de verano del Club Btt Las Liebres: Yecla-Archena por la ribera del Segura.

El río de la vida y la vida del río.

Las actividades del Club se suceden como las estaciones del año, pero eso no significa necesariamente que se repitan unas a otras. Esta ruta de verano del 2014 era un plan antiguo, descartado en un par de ocasiones. Pero cuando recorrimos la zona entre Cieza y Ricote, y su sierra, en enero de 2013  de la mano de los compañeros del Club Zig Zag de Cieza, tuvimos claro que el recorrido por la orilla del Segura era un destino idóneo para una salida especial de verano del Club.

Aceptada la propuesta por la asamblea de diciembre, hemos tenido tiempo de madurar, depurar y corregir la ruta intentando cumplir los requisitos fundamentales para este tipo de salidas: que sea atractiva y asequible a todos; un binomio difícil de cuadrar.

La ruta tuvo pasos intermedios por Santa Ana del Monte, en Jumilla y en Cieza, que a su vez fueron los puntos de avituallamiento líquido suficientes para aguantar este calor de julio.

La vía directa a Santa Ana desde Yecla puede ser demasiado insípida para el refinado paladar de Las Liebres a la hora de escoger sus recorridos. Así que descartamos al Camino de la Amacolla y los Charquillos y optamos por la ruta que pasa por el Cabezo de la Rosa,que fue la subida más larga de la mañana (3,5 km) y la bajada más técnica y espectacular por el destrozado camino que desciende vertiginoso hacia las Casas del Puerto.

Le sigue un corto zigzagueo por ramblas y caminos antes de cruzar la carretera Jumilla-Murcia para empezar a acercarnos a la umbría de la Sierra Larga buscando, ya de buena mañana, protección del sol bajo los pinos.

A Santa Ana llegamos un poco desperdigados, por el collado de los Frailes, a través de un antiguo camino-senda  que  que da paso al Santuario y al área recreativa Fuente de la Jarra. Un poco descuidada y destartalada, pero suficiente para reponer fuerzas y líquidos. Allí nos esperaba el grupo de acompañantes que siempre nos cuida y se preocupa de que no pasemos sed ni calor.

De Santa Ana salimos por la senda conocida por Rambletas, que pasa por el paraje y casa con el mismo nombre. Un divertido tramo que aporta atractivo a la ruta.

Acabada la senda de Rambletas continúa el descenso por rápidos caminos hasta cruzar el barranco de los Álamos y antes de darnos cuenta estábamos haciendo la última subida computable de la mañana: apenas un kilómetro y medio para alcanzar la pista forestal de Sierra Larga. De trazado llano y sinuoso no se hace en absoluto monótona. Recorre la umbría, presidida por los cantiles rocosos de la cresta de la sierra. A mitad de camino nos encontramos con los compañeros del Club Zig Zag de Cieza que han salido a nuestro encuentro y para guiarnos y acompañarnos, como es habitual en ellos, ejerciendo de perfectos anfitriones en la travesía por su municipio.
 Seguimos la pista hasta conectar con el camino viejo de la Fuente del Peral. Otro tramo entre pinares que termina en los dominios del Mayorazgo de Ascoy, que preside una torre, vestigio de castillo medieval que protegía las tierras de las incursiones de los moros. Entre los árboles frutales y las parras caigo en la cuenta de que acabo de hacer como el tal Abundio, solo que en vez de ir a vendimiar y llevar uva de postre, yo voy a Cieza y llevo melocotones. Para el caso, lo mismo.

De la mano de Antonio,  Félix y sus colegas nos adentramos en uno de los tramos más singulares de la ruta: la senda que bordea el embalse del Judío. Desde el inicio de la senda hasta la presa del Judío hay 1600 metros en línea recta. Pero la senda recorre 7500 dando más rodeos que la Cospedal con el finiquito. Tan pronto tienes la presa al alcance de la mano como vuelve a desaparecer en la lejanía. Una curiosa senda sin dificultad técnica ni física que recorre un paraje de contrastes entre la vegetación y el agua del embalse y las margas áridas y resecas que lo rodean. Quien pensó que esta sería una ruta monótona, en serio que se equivocó.

El calor a mediodía empieza a ser sofocante y nos refugiamos a la sombra de unos pinos junto a un grifo de agua fresca que, si bien no es potable, refresca que da gusto. Entre un chapotón y otro van saliendo todas las liebres de la senda hasta que no falta ninguna y proseguimos la marcha hacia Cieza recortando un tramo de la ruta aprovechando que nos han abierto la puerta para salir del recinto de la presa.

A la entrada de Cieza paramos a reponer líquidos en el Bodegón, el abrevadero que sabiamente nos aconsejó Antonio y que nos sirvió para quitarnos la sed y cargar agua para la parte final de la ruta. Final que empezaria después de cruzar Cieza por su calle principal.

El amigo Alfonso Marín me aseguró que de entre Cieza y Archena íbamos a disfrutar como enanos. Y no se equivocó. Tras cruzar el río Segura por el Puente del Argaz pronto llega un camino de tierra que recorre la ribera entre chopos, cañas y acacias que termina por estrecharse en senda. La brisa y la vegetación se alían para mantener un ambiente soportable, pese al calor que va en aumento.

Llegando a Abarán paramos a contemplar un par de norias centenarias que siguen, incansables,  elevando el agua de las acequias a los huertos más altos aprovechando el propio impulso del agua en movimiento. Ingeniosas máquinas, en cierto modo ancestros de nuestras bicicletas, emblemas de la simplicidad, eficacia y eficiencia energética. Eso sí es diseño, como decía Sáenz de Oiza, y lo otro son sandeces. Ahora más que nunca, cuando tantas bocas institucionales se llenan de palabras vacías tomadas de las directivas europeas sobre ahorro energético, hay que reivindicar la sabiduría de nuestros antepasados que fueron capaces de respetar y aprovechar a la vez el entorno y el medio natural sin dañarlo y enriqueciéndolo, sin necesidad de planes directores, conserjerías de medio ambiente u organismos de cuenca.

Nos dejamos llevar por la corriente río abajo por un recorrido sorprendente. Coincidimos por Abarán con embarcaciones que recorren el Segura y todos nos afirmamos en que allí hay que volver sin bicis para hacer una incursión en el río, que allí en las inmediaciones de la Presa de los Almadenes es un verdadero espectáculo.

Sigue después una travesía entre limoneros por el corazón de la vega. Un laberinto imposible de seguir sin la ayuda del GPS, del que salimos para llegar a Blanca. Atravesamos el Parque de las Cuevas y remontamos un corto y empinado muro que nos hace sudar todavía más. Recorremos las orillas del embalse de Ojós hasta cruzar el túnel y el Azud que cierra la cortada del río.


Un penúltimo esfuerzo nos saca de la presa por la carretera que bajamos hasta Ojós para allí volver a tomar la Ruta Morisca, ahora en las inmediaciones de Ulea  y Villanueva del Río Segura. Y a la altura de esta población el camino se vuelve otra vez senda de ribera que nos deja en las proximidades del Balneario de Archena, que no pudo ser nuestro destino porque no admiten grupos los fines de semana. Peor para ellos. Y en el fondo, mejor para nosotros, que pudimos disfrutar de un refrescante baño en la cuidadísima Piscina Municipal de Verano de Archena. Allí nos esperaban nuestros equipajes y nuestros acompañantes y acompañantas, un poco hartos de esperar, pero es que estas rutas son así. Hay que tomarlas con mucha calma y paciencia, porque cuando más numeroso es el grupo, ya se sabe que más abundantes son las paradas y los retrasos.

Tras la piscina nos esperaba la comida en el Restaurante Internacional, a pocos metros de la piscina. Allí saciamos definitivamente nuestra sed y nuestro apetito en un lugar cómodo, agradable y muy fresco, totalmente ajenos al calor sofocante que hacía en la calle y perfectamente atendidos por Sebastián y el personal de su restaurante. Un sitio a tener en cuenta.

En resumen, una ruta que al final resultó todavía más interesante de lo que a priori parecía. Realmente la mayor dificultad puede estar en el calor y el único enemigo que encontraremos serán las prisas por terminar. El río merece la pena de verdad. Se recorren rincones pintorescos y escondidos. Sendas y caminos de la huerta. Infraestructuras para el riego y el aprovechamiento hidráulico que forman parte de un valioso patrimonio. Y sorprende más que nada descubrir algo tan singular y  escondido está a la vez tan cerca: Murcia.

Leer más...

Pocos kilometros....

.. pero con altura, a pesar de ser un recorrido de algo menos de 38 Km. han sido algo mas de 2 horas para completarlo, dado que el desnivel acumulado ha sido de casi 550 metros. Pero con la luna iluminando, el tiempo que fue genial, tanto la temperatura, como el viento que apenas nos acompaño, nos hizo disfrutar de una velada de mtb insuperable. El recorrido el previsto empezamos por la Boca del Cantaro, hacia la Famosa, para hacer los toboganes de los altos de Caudete y la Mansorrilla. Curiosa la foto con esas sombras..
 
 
Leer más...

miércoles, 9 de julio de 2014

APARCAMIENTO Y ZONA RECREATIVA EN EL ARABÍ

Como puede verse en el blog de ANIDA se está construyendo un aparcamiento y una zona recreativa y merenderos en el entorno del pocico de La Buitrera del Monte Arabí.
Foto Blog ANIDA
A falta de aprobación del Plan de Uso y Gestión del Monte Arabí y con reuniones periódicas de un Consejo Sectorial Municipal de Medio Ambiente, sorprende enterarse de estas noticias precisamente ya durante la EJECUCIÓN  de las obras.  
Foto Blog de ANIDA

Parece por tanto evidente que para el Excmo Ayuntamiento de Yecla la construcción de áreas recreativas, merenderos, escaleras o barandillas metálicas, tránsito de vehículos, ruidos, aglomeración de gente (que luego bien puede andar por senderos o fuera de senderos buscando determinados rincones), etc. resultan compatibles con la conservación y no causan impacto ambiental en el Monte Arabí.

Al final va a resultar ser cierto que el único problema medio-ambiental del Monte Arabí son las hordas de ciclistas (lease delincuentes ambientales) que pedalean por los caminos y senderos del monte. Bueno, solo nos falta ver cazadores y que, al tiempo, nos prohíban el acceso al resto de usuarios. Pero tranquilos, ... que todo llegará.

Y me pregunto: ¿El Consejo Sectorial Municipal de Medio Ambiente, a cuyas reuniones asistimos al igual que otros colectivos y asociaciones de Yecla, para que sirve? ¿Pura fachada?
Leer más...

jueves, 3 de julio de 2014

Cumpleaños feliz.

Pocos pero bien avenidos. Media docena de liebres irreductibles hemos volado por las sendas y caminos cojonudamente malos de la toconera para terminar, poco después de las once, celebrando el  cumpleaños de Fran como dios manda.

Leer más...

RUTA MARATÓN DE VERANO 2014 -RIBERA DEL RÍO SEGURA (YECLA-ARCHENA)

La IV Ruta Maratón de Verano del Club BTT Las Liebres Yecla se celebrará, este año 2014, el próximo domingo 6 de julio. En esta ocasión, se ha elegido un recorrido que discurrirá desde Yecla a Archena, por la ribera del río Segura.
En total, recorreremos 108 kilómetros, con unos 950 metros de desnivel positivo. Una ruta fácil asequible a cualquiera que monte en bici con regularidad.

(Importante: El agua escasea en la ruta, por lo que es necesario utilizar mochila de hidratación con capacidad suficiente).

Saldremos de Yecla por el camino de los Quiñones, continuando por la Rambla de Jumilla, Boquera del Carche y Camino al Salero de la Rosa. Subiremos al Cabezo de la Sal para bajar por un camino empinado roto y divertido que nos deja en la Casas del Puerto.
Cruzaremos la carretera cerca de la autovía y nos desviaremos hacia Santa Ana del Monte en Jumilla. Tranquilos que no iremos por las antenas, sino por el Collado de los Frailes, que algunos conocéis, por una senda que se sube sin mucho esfuerzo. En el área de recreo de la Fuente de la Jarra, junto al santuario, pararemos a almorzar a la sombra. (necesitamos un voluntario para que nos acerque bebidas frescas).
Después del almuerzo bajaremos de Santa Ana por el paraje Rambletas y la Buitrera aprovechando unas sendas rápidas y sencillas que ya recorrimos hace un par de años en una etapa de largo recorrido.
Tras descender, habrá que remontar parte de la altura perdida, no mucha, para alcanzar la umbría de la Sierra Larga. Por ella continuaremos en dirección a Cieza llegando por la zona de Ascoy. Allí nos espera el embalse y la presa del Judío, con un sendero de 8 km, sin apenas dificultad física ni técnica, que pondrá un punto de diversión pasado el ecuador de la ruta.
En Cieza haremos la entrada triunfal como se merece: por la calle principal, y pararemos a tomar un refresco (a escote, que nadie sale caro, como dice nuestro Tesorero). A partir de Cieza, la ruta discurre paralela al río Segura. Se alternan tramos de sendas (pocos y fáciles), caminos de tierra y algún tramo inevitable de asfalto. Se sigue la que se conoce como Ruta Morisca.
En Abarán veremos un par de norias dignas de una visita, que llevan siglos regando la huerta. Bordearemos el embalse del Azud de Ojós, donde el Segura reparte el caudal que le presta el Tajo para regar el Campo de Cartagena y la Vega Baja. 
Pasaremos por Blaca y Villanueva del Río Segura antes de llegar a Archena, pasando de largo del Balneario, donde no nos quieren recibir (ellos se lo pierden) y finalizando la ruta en la Piscina Municipal de Verano donde nos quitaremos el calor con un refrescante baño. Comeremos en un restaurante próximo a la piscina y volveremos a Yecla en autobús. 

La actividad está abierta a socios y no socios del Club.
Para la organización se requiere de medios externos (autobús y reserva de restaurante y piscina). El club bonificará parcialmente a sus socios el importe del autobús. El precio de la excursión es de 30 euros (socios)  y 33 euros (no socios) por persona e incluye:

Vestuarios, ducha y piscina a la llegada.
Comida en el restaurante.
Transporte en autobús de regreso a Yecla.

Fecha: Domingo 06/07/2013
Salida: 06:00 h (desde la fuente de Los Leones)
Horario estimado de pedaleo: unas 7:00-7:30 horas. 
Regreso estimado a Yecla: 19:30-20:00 horas

Track: Aquí..

Número de plazas limitado a la capacidad del autobús. Reserva de plazas por orden de inscripción.
Al igual que el año pasado, se propone que los acompañantes que lo deseen puedan acudir al punto de destino para compartir la comida y el baño con el grupo (el precio de la comida es de 18,0 euros y el baño 3,0 euros).

Como en otras ocasiones, se recogerán las bolsas de equipaje con lo necesario (bañador, toalla, bolsa de aseo, ropa y calzado de calle) para estar presentables a la hora de la comida. Indicaremos el sito de recogida.

El transporte de las bicicletas requerirá quitar las ruedas. Echad llaves para desmontar las Leftys.


Animaos, y traed a vuestras parejas. Pasaremos un buen día.
Leer más...

lunes, 30 de junio de 2014

Pedals de Foc Non Stop 2014.

Transcripción de la crónica remitida por Gabi.


A las 5 de la madrugada se daba el pistoletazo de salida a la 9ª edición de Pedals de Foc non-stop. Nuestros corredores, encabezados por el líder de la categoría junior Jesús Sánchez Juárez, salían desde Vielha con un objetivo claro: conseguir la Copa Catalana de Ultramarathón.

Todo comenzó sin problemas.  Jesús, que partía de la primera línea de salida, empezaba su andadura por las primeras rampas del 15%. Pronto se le unirían a sus escuderos Gabriel López Azorín, Alberto García Cantero y José Pascual Ortuño Díaz, que tenían muy claro hacia donde lo tenían que guiar.
Sobre el km 35, José Pascual tuvo un pinchazo, y se decidió seguir, quedando  un trío para defender el título.
Un poco más atrás viajaba otro trío formado Javier Muñoz Pérez, Javier Palao Chirlaque y Adrián Medina Soriano, que ahí estaban siguiendo la estela preparados para el caso de tener que optar por un plan "b".

La jornada transcurría con algunas dificultades de navegación (gps), y algunos problemas técnicos. Sin demasiada importancia pero que nos hacían perder unos valiosos minutos.
La climatología no podía ser mejor para la conducción y disfrutar de un bonito entorno.
En el ecuador de la carrera, km 100, marchábamos sobre los puestos 50º y Jesús en esos momentos caminaba 5º de su categoría…uff había que ponerse a trabajar y no era fácil, llevando ya unas 7 horas de pedaleo. Pero había que hacerlo y sin más empezamos a ello. Cuando parecía ir todo bien Jesús Rompió la cadena. Con calma se solventó la avería y otra vez nos pusimos a trabajar para la remontada.
Llega el último puerto, km 180, y el equipo se puso ya a dar el máximo y se empezó a notar. Íbamos alcanzando grupos; y lo que era mejor: participantes de la categoría de Jesús. Nos disponemos a hacer la última bajada, con precaución pero sin dormirnos... últimos km y ya en Vielha, ¡vamos jesús! Que ya lo tienes. ¡Último esfuerzo!
Meta! Objetivo conseguido. El trío formado por Jesús Sánchez, Gabriel López y Alberto García entraba en meta con un tiempo de 13 horas 23 minutos consiguiendo los puestos 39, 40, y 41 de la general. Y Jesús al final llegaba 2º en su categoría y lograba así su victoria final en la Copa Catalana de Ultramarathón.

Poco después llegaban también a meta José Pascual y más tarde el resto de compañeros de equipo Javier Muñoz, Javier Palao y Adrián Medina…

Enhorabuena a todos por haber superado este gran reto.









Leer más...

domingo, 29 de junio de 2014

Premio de Consolación

Después de la paliza del sábado, cuya segunda parte con los estragos de Fran y el tío del Mazo estoy deseando conocer al detalle, cinco Liebres Domingueras nos hemos dado cita para hacer una etapa sin demasiadas pretensiones pero que al final ha cubierto de sobra nuestra expectativas: hacer hambre y pegarnos un buen almuerzo.
Mololito a la entrada del Camino de Santiago en término de Montealegre.
Hito del Camino. Al fondo, el Cerro de los Santos.


Hemos salido a buen ritmo y cara al viento por la Maneta y las Moratillas detrás de la moto del presidente, que no nos ha dado ni un respiro hasta salir de la Rambla del Pulpillo ya en las Casas de Almansa. Él, otro día más con prisas, se ha tenido que volver pronto y nos hemos quedado solo cuatro.
Hemos seguido la Cañada Real de los Serrano hasta abandonarla siguiendo el Camino de Santiago del Sureste. Un interesante recorrido mucho más ameno y seguro que la cuneta de la carretera. Como curiosidad, hemos llevado delante nuestro un águila rebuscando conejos en el monte bajo. Habrá que dar parte a las asociaciones que las protegen para que cierren el camino al paso de bicicletas no sea que se asusten.
Al divisar la naves de Montealegre nos desviamos a izquierda por el camino de la Venta para cruzar la carretera y retomar la vía pecuaria por el Llano de la Consolación.

Acueducto "Arcos del Molino"

Canal de agua que abastecía el molino desde la fuente del Llano de la Consolación.

Cubo del molino.
Parada obligada a ver los restos del acueducto y el molino harinero que se construyó en 1700. Merece la pena visitarlo y subir a lo alto para ver el canal y el cubo del molino.
Tras la parada, almuerzo pantagruélico en el bar de las barbacoas de la ermita. Hemos llegado muy temprano y el ranchero no ha terminado de hacer las gachas. Entre trago y oliva se ha pasado el tiempo y la espera ha merecido la pena. La vuelta, ahora con el viento a favor, ha sido muy cómoda, por los Campillos del Hambre, las Ramblas, la Buitrera y las Atalayas. Os recuerdo que en la Casa del Lagrimón hay un aljibe con agua buena por si alguien necesita echar agua para apagar el ardor de las gachas.
Una ruta fácil, por parajes emblemáticos del término e interesantes vistas que nos puede servir a la vez para llenar la mañana y el estómago.
Menú del día.
Track de la ruta pinchando aquí.
Leer más...

viernes, 27 de junio de 2014

Las liebres vuelan.

De otro modo no se explica. Las once y media y la faena hecha. Los tres puertecicos y de postre la Flor. Y ya en Yecla un sorprendente túnel por el que discurre la Rambla de los Castillarejos.

Leer más...

miércoles, 25 de junio de 2014

GR-247 (BOSQUES DEL SUR) EN BICICLETA DE MONTAÑA

El Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villas es el mayor espacio protegido de España y la mayor masa forestal del sur de Europa y, debido a ello, un auténtico paraíso para la práctica del senderismo y de la bicicleta de montaña. 
En fechas recientes se ha señalizado un sendero de gran recorrido GR-247 (Bosques del Sur), bonito y apropiado nombre, que rodea todo el parque natural y cuenta con 478 km de recorrido, distribuidos a lo largo de 21 etapas principales, 11 derivaciones a lugares de interés y 3 variantes. En la actualidad, y tal y como hemos podido comprobar durante la realización de la ruta, se encuentra perfectamente señalizada y se vienen habilitando refugios para facilitar la pernocta en algunos de los finales de etapa.
Las 21 etapas principales definen un recorrido circular de unos 315 km de longitud en el que predominan la pista y carril, por lo que resulta idóneo, salvo algunos tramos aislados, para hacer en bicicleta de montaña. 

En base a este recorrido principal, evitando ciertos tramos no ciclables (principalmente senderos en ascenso) y combinando con otros recorridos de la zona, hemos realizado una ruta de 295 km y unos 9.000 m de desnivel positivo acumulado repartida en seis etapas (Track aquí). La longitud y distribución de cada una de las etapas ha venido condicionada por las posibilidades de avituallamiento y/o alojamiento al final de las mismas.
La descripción detallada de cada una de las etapas, así como la dificultad y la valoración global del recorrido se recogen a continuación.

Etapa 1: Siles-Camping de Montillana

Esta primera etapa, de trazado más tranquilo y rápido que el resto, puede realizarse, como hicimos nosotros, en la misma jornada que el desplazamiento en coche hasta Siles. 


Aparcamos el vehículo en Siles y circulamos (9:50 h) por un corto tramo de carretera y una posterior pista asfaltada hasta el Área Recreativa Peña del Olivar, donde comienza oficialmente el recorrido del GR-247. Previamente veremos el primer cartel informativo de la ruta.
Desde el área recreativa tomamos unas pistas forestales en ascenso, alcanzamos el puerto de Siles y comenzamos el descenso por un sencillo y precioso sendero, paralelo a una carretera asfaltada, que nos conduce hasta el Área recreativa Los Estrechos.
Nos avituallamos de agua y continuamos a media ladera, durante unos 5 km más, por este precioso sendero, autentico balcón natural de Orcera y los extensos campos de olivos de los alrededores.
Llegamos a un campo de olivos y en lo alto, sobre nuestras cabezas, vemos el castillo de Segura de La Sierra hacia donde se dirige el recorrido. Nos esperan unas fuertes rampas y un duro ascenso por un estrecho camino-sendero, con algunos escalones y tramos rocosos aislados, para salvar 260 m de desnivel en los escasos 2 km que separan el arroyo de Góntar de la población. El peso extra y el calor de estas horas nos obliga a echar pie a tierra (o a empujar nuestras bicicletas) en cortos tramos.
Nos refrescamos en una estratégica fuente, tomamos un bocado y aprovechamos para visitar los baños árabes de este conjunto monumental. Salimos de la población por un inclinado y técnico sendero, al que le sigue un corto tramo de carretera y un posterior sendero de descenso, técnico y pedregoso, que nos conduce hasta el arroyo de Los Yeros.
Abandonamos el recorrido del GR-247, al objeto de evitar tramos no ciclables (senderos en ascenso de las etapas senderistas -oficiales- 2 y 3) en los alrededores de El Yelmo, y continuamos por una pista asfaltada por el Valle de Trujala, que nos saca hasta una carretera, para posteriormente desviarnos por otra pista asfaltada y llegar a Cortijos Nuevos (8,5 km de carretera).
Aprovechamos para comer y hacer la compra de la mayor parte de la comida de las dos próximas jornadas, ya que estas no cuentan con puntos de avituallamiento intermedios, y después de 3,5 km adicionales de carretera, retomamos el track oficial y nos desviamos por una pista, posteriormente bucólico sendero, que discurre paralelo a la cola del embalse del Tranco.
Precioso y tranquilo sendero a media ladera que ofrece en algunos puntos buenas vistas del embalse. Hacia el final del mismo atraviesa unos terrenos de arcillas rojas (atención al barro en épocas lluviosas) y comienza un fuerte, aunque corto, ascenso hasta la carretera en las inmediaciones del camping de Montillana (15:50 h). 
A la tarde, poco después de la ducha y de hacer las labores domésticas, arrecia una fuerte tormenta que refresca el ambiente.

Datos prácticos:
Distancia: 44,5 km
Desnivel acumulado: 1.250 m           Altura máxima: 1.092 m
Tiempo en movimiento: 04:00 h
IBP: 106
Observaciones: Avituallamiento y compra de comida de las dos siguientes jornadas en Cortijos Nuevos. Tramos puntuales no ciclables en el ascenso a Segura de La Sierra y el descenso al arroyo de Los Yeros.
Alojamiento: Camping de Montillana (Tlf. 953 126 194 / 680 158 778). Consultar fechas de apertura.


Etapa 2: Camping de Montillana-Refugio de La Parra

Después de unos 300 m de carretera (8:40 h), nos desviamos por una pista forestal y comenzamos un largo ascenso (8 km), hasta alcanzar la cota 1.200 m y superar unos 500 m de desnivel.  
Dejamos el desvío al Risco del Guijarrón y continuamos ascendiendo por un tranquilo y recóndito camino-sendero entre un denso bosque que nos conduce hasta la Vía pecuaria de los Tres Mojones (Km 8,6).
Aquí comienza un tramo de unos 2,0 km escasamente ciclable (apenas el 15-20 % de la segunda mitad del mismo), que va siguiendo unas trochas de ganado, en el que el terreno se presenta bastante erosionado y degradado e incluye algunos estrechamientos y escalones rocosos.
(En cualquier caso, y pese a su escasa ciclabilidad, el tramo no es realmente problemático, ya que discurre, en su mayor parte, en bajada o a media ladera. No obstante, y si queremos evitar este tramo, no nos queda más remedio que continuar por la carretera del camping y desviarnos posteriormente por otra carretera, a la altura de la presa, hasta enlazar nuevamente el track, evitando totalmente este bucle del recorrido).
Los tramos finales del sendero desembocan en una pista. A partir de aquí comenzamos un largo descenso, con algunos tramos rotos y con regueros, que nos conduce a la Casa Forestal Hoya de los Trevejiles, en donde aprovechamos para comer y repostar agua fresca, no sin antes haber podido disfrutar de impresionantes vistas de la Sierra de Las Villas y de la presa del Tranco.
Descendemos hasta la carretera, la continuamos algo menos de un kilómetro y nos desviamos por un sendero, con puntos aislados rocosos y no ciclables, que discurre junto al río Guadalquivir y pasa junto al Área recreativa Charco del Aceite y una zona habilitada para el baño. Poco después alcanzamos una carretera y cruzamos el río. 
A partir de aquí, abandonamos parcialmente el recorrido oficial, al objeto de evitar tramos de sendero de ascenso no ciclables correspondientes a la Etapa 6 (senderista) a la altura de los cortijos de Los Estrechos de la Hoz, y continuamos por esta tranquila carretera forestal, sin apenas tráfico. Poco después acometemos un prolongado y zigzagueante ascenso de algo más de 3,5 km de longitud, hasta que llegamos al cruce con una pista y enlazamos nuevamente con el recorrido oficial.

Continuamos el GR-247 por esta pista  y, a partir de Arroyo Martín, nos desviamos por un camino de fuerte pendiente (El Tosero), en el que nos toca arrastrar nuestras bicicletas unos 800 m y superar unos 200 m de desnivel. Este tramo parcialmente quemado, y sin ninguna duda poco reconfortante, puede evitarse si continuamos por la carretera forestal (waypoint indicado en track) hasta enlazar nuevamente con el recorrido a la altura del Collado del Ojuelo (13 km de carretera).
Superado este trago, pedaleamos ya por tranquilas y agradables pistas, primero en suave ascenso o llaneo y posteriormente en descenso, junto a bosques de pino Laricio y bonitos prados. Todo ello a unas cotas topográficas comprendidas entre 1.400 m y 1.500 m; las más elevadas, hasta la fecha, de la ruta.
Llegamos a una carretera, junto a la Casa del Ojuelo de la Parra, y un poco más adelante, en el collado del Ojuelo, nos desviamos por un sendero, en cortos tramos pedregoso y poco definido, que discurre por una estrecha vaguada y, en descenso, nos conduce hasta el refugio de La Parra (14:45 h). 
Este refugio, abierto y recientemente habilitado para su pernocta, cuenta con una fuente, de generoso caudal,  que garantiza el avituallamiento de agua.
Después de comer, refrescarnos y asearnos, solo nos queda pasar la tarde entre labores domésticas y cortos paseos por este tranquilo rincón de la Sierra de Las Villas, no sin echar en falta unas frías cervezas y preguntarnos si ¿llegarán excursionistas? ¿traerán cervezas?.

Datos prácticos:
Distancia: 39,5 km
Desnivel acumulado: 1.710 m           Altura máxima: 1.530 m
Tiempo en movimiento: 05:00 h
IBP: 131
Observaciones: Llevar suficiente comida, ya que no hay avituallamientos en esta jornada ni en la siguiente. Largos tramos no ciclables en la Vía pecuaria de los Tres Mojones y en las fuertes rampas de la pista del Tosero (evitables siguiendo distintas carreteras). Tramos puntuales no ciclables en el sendero de descenso al Charco del Aceite.
Alojamiento: Refugio de La Parra. Acondicionado para pernocta, abierto y con agua.


Etapa 3: Refugio de La Parra-Cazorla

Nos levantamos temprano y, dado que no hay mucho que desayunar, comenzamos a pedalear a las 7:50 h por el senderillo que discurre por la vaguada en la que se localiza el refugio y que, poco después, sale a la carretera de Las Villas. 
Pasamos junto a un angosto desfiladero y el área recreativa Cueva del Peinero. Después de 8,5 km abandonamos la carretera y tomamos una pista que pasa junto a la cerrada de San Ginés y nos lleva hasta el refugio de Majalserbal (acondicionado para pernocta pero, en estas fechas, aparentemente sin suministro de agua), situado en unos agradables prados con amplias vistas.
A partir de aquí pedaleamos por una pista que discurre por encima de los 1.500 m de altura entre calares, roquedos y prados de montaña de la Sierra de Las Villas. 
Acaba la pista y comienza un exigente sendero, con algún tramo aislado no ciclable, que nos conduce hasta un collado,  en las inmediaciones del Alto de Peñas Rubias.
Comenzamos el descenso por este precioso sendero, que posteriormente se convierte en un estrecho, roto y poco transitado camino, entre bosques de encinas y con amplias vistas del valle, hasta llegar a la casa forestal de La Zarza en la pista de la Torre del Vinagre. 
(Sin ninguna duda, el tramo comprendido entre el final del empujing del Tosero (Etapa 2) hasta este punto, sea posiblemente uno de los tramos más agradables y atractivos de todo el recorrido). 
Comemos y reponemos agua en la cercana fuente de la Zarza (a unos 200 m del refugio) y continuamos por unas pistas anchas y con poco atractivo, aunque con buenas vistas de Arroyo Frío y del valle central del Parque Natural.   
Cruzamos la carretera principal del Parque Natural a la altura del Puerto de Las Palomas y seguimos por un sendero que poco después asciende en fuerte pendiente (y en donde nos toca empujar un tramo nuestras bicicletas), salva un collado (con tramos aislados rocosos no ciclables) y llega a un antiguo camino de herradura.
Este precioso camino o sendero, "Virgen de la Cabeza", discurre en su mayor parte a media ladera, por un frondoso bosque, a modo de balcón natural sobre la depresión del Guadalquivir y sus campos cubiertos de olivos, presentando algunos tramos de descenso puntualmente técnicos y pedregosos.
 En la distancia aparece el castillo y la población de La Iruela.
Abandonamos el recorrido oficial del GR-247 y el sendero de ascenso a la Ermita Virgen de la Cabeza (tramo largo no ciclable y obligado de empujing), para tomar un sendero zigzagueante que, en técnico descenso, nos conduce a la carretera. Poco después nos desviamos por una calle que nos lleva directamente hasta el centro histórico de la población de Cazorla (13:30 h).
Comemos y nos alojamos en el Hotel Ciudad de Cazorla. Ya solo nos queda, después de descansar y realizar una visita turística por la tarde, esperar a que llegue la noche para que (¡nuestro gozo en un pozo!) España vuelva a perder contra Chile y se apee definitivamente del Mundial de Brasil. Partido que, como otros muchos españoles decepcionados, solo acertamos a ver en su primera parte.

Datos prácticos:
Distancia: 44,0 km
Desnivel acumulado: 1.280 m           Altura máxima: 1.576 m
Tiempo en movimiento: 04:30 h
IBP: 99
Observaciones: No hay avituallamientos en esta jornada.
Tramos no ciclables en el sendero posterior al cruce de la carretera en el Puerto de  Las Palomas, así como en algunos puntos aislados del recorrido. Senderos puntualmente técnicos y pedregosos en el sendero "Virgen de la Cabeza".
Alojamiento: Múltiples y variadas posibilidades de alojamiento en Cazorla.

Etapa 4: Cazorla-Camping La Bolera

Salimos de Cazorla (8:05 h) por las empinadas cuestas que nos conducen a las ruinas del monasterio de Montesión y que en algún punto, debido al peso extra de equipaje, nos obligan a poner pie a tierra.
Continuamos ascendiendo hasta que la pista se convierte en sendero y, poco después, vemos nuestro paso obstaculizado por numerosos troncos atravesados en el sendero (cosas de los trabajos y brigadas forestales). Peleamos un largo rato con las bicis y las alforjas para superar esta emboscada de troncos hasta que alcanzamos una pista forestal. 
Continuamos por esta pista, amenizada con algún mirador y buenas vistas de la depresión del Guadalquivir, tónica general que nos va a acompañar en la primera parte de esta jornada.
Nos desviamos por un agradable sendero que nos conduce a una recóndita fuente y discurre posteriormente junto a unos farallones rocosos (Cortados del Chorro).
Retomamos la pista y llegamos al refugio casa forestal Collado Zamora, donde aprovechamos para descansar, comer algo y reponer fuerzas.
Desde aquí comenzamos un prolongado y suave descenso por una agradable, estrecha y tranquila pista, ideal para la práctica de la bicicleta de montaña, que, por la frondosa falda norte de la sierra de Cazorla y bajo imponentes farallones rocosos, nos conduce hasta una carretera en las inmediaciones de Puerto de Tíscar.
Descendemos por la carretera, comienza a llover ligeramente y decidimos, a falta de otras posibilidades de avituallamiento durante la jornada, comer, en horario europeo, en el bar/restaurante del Santuario de Tíscar. Disfrutamos de buen trato, precio y comida, completamente ajenos a las imágenes en televisión de la ceremonia de coronación de Felipe VI.
(En el track y en la presente descripción se omite el tramo de GR-247 que discurre por una pista olivarera desde el puerto de Tíscar. Este corto tramo, además de poco atractivo y con algún tramo no ciclable, puede ser una verdadera trampa de barro después de fuertes lluvias).
Continuamos por la carretera A-6206, evitando el descenso a Belerda del recorrido oficial del GR-247, hasta que nos desviamos por un sendero zigzagueante en exigente ascenso (camino Barranco del Canal), que, salvando las distancias y con mejor firme, recuerda a la senda forestal de las 1.000 curvas de Sierra Espuña. Después de comer, y a las horas centrales del día, resulta inevitable efectuar alguna que otra parada durante el ascenso.
Hacia sus cotas altas, se suaviza la pendiente, nos ofrece espectaculares vistas de la ladera opuesta del barranco y volvemos a encontrar algunos troncos atravesados en el sendero. 
Pasamos junto a la casa forestal Fuente del Pino (sin ser capaces de encontrar la fuente), descendemos por un sendero técnico hasta el lecho seco del barranco de La Canal y posteriormente nos vemos obligados a empujar (en un corto tramo) nuestras bicis mientras ganamos nuevamente altura. 
Reponemos agua en la fuente de La Ponderosa y poco después alcanzamos una pista. Continuamos por esta pista, en ascenso, hasta alcanzar las máximas alturas del día (1.576 m). Tras pasar un collado ya divisamos el embalse de La Bolera.
Solo nos resta extremar las precauciones en el descenso por un camino muy pedregoso y con abundantes regueros, a tramos un verdadero caos de piedras y surcos, no exento de algunas zonas técnicas y de fuerte pendiente, hasta llegar  a los Llanos de La Puerca.
Aquí nos salimos del GR-247 y nos acercamos al camping La Bolera (15:55 h). En total, han sido 49 km y unos 1.910 m de desnivel acumulado, en unas 5:30 h efectivas de pedaleo, para la etapa más dura de todo el recorrido.
Pese a que el bar del camping está cerrado, a algo menos de 1 km, en la carretera a Pozo Alcón, hay un restaurante en el que cenamos. El desayuno y el almuerzo-bocata del día siguiente lo solucionamos gracias a la amabilidad de la recepcionista del camping que se ofrece a comprarnos comida en el pueblo.

Datos prácticos:
Distancia: 49,0 km
Desnivel acumulado: 1.910 m           Altura máxima: 1.576 m
Tiempo en movimiento: 05:30 h
IBP: 149
Observaciones: Etapa más dura del recorrido. No hay avituallamientos en esta jornada.
Corto tramo no ciclable en el ascenso posterior al cruce del lecho del barranco de La Canal. Precaución en el camino de descenso, pedregoso y con abundantes regueros, del tramo final de la etapa. 
Alojamiento: Camping municipal La Bolera (Tlf.- 953 739 005). Consultar fechas de apertura del camping y restaurante.

Etapa 5: Camping La Bolera-Pontones

Después de un frugal desayuno, salimos del camping la Bolera (8:00 h) y retomamos el track. Continuamos por unas pistas que nos acercan hasta un cortijo ganadero (El Hornico). 
A partir de aquí tomamos un precioso sendero (senda de los pescadores) que discurre por el margen derecho de la cola del embalse de La Bolera. Cruzamos un puente sobre el arroyo de Guazalamanco.
Seguimos, ya ganando altura, dejando atrás el embalse.
Continuamos por la Cañada del Mesto siguiendo las señales del GR. El camino-sendero se encuentra muy roto y pedregoso y obliga continuamente a desmontar y empujar las bicicletas. Por ello, se recomienda evitar estos tramos no ciclables (waypoint indicado en track) por una pista paralela (de reciente apertura), no sin advertir que el firme arcilloso de la misma puede ser muy problemático en caso de lluvias.
A la altura del Cortijo del Raso de Peral contemplamos las impresionantes vistas del cañón del río Guadalentín. A continuación comenzamos un prolongado descenso.
Cruzamos el río Guadalentín por el Vado de Las Carretas.
Seguimos pedaleando, en suave ascenso, por una preciosa pista que discurre junto al frondoso valle y riberas del Guadalentín.
Acometemos una dura y zigzagueante subida que nos conduce a una de las pistas principales del parque natural (camino de Poyo Manguillo). Nos desviamos a la cercana fuente y refugio casa forestal Fuente Acero donde reponemos agua y almorzamos.
Seguimos por esta tranquila y suave pista. Dejamos atrás Collado Bermejo (y la pista de acceso a la laguna de Valdeazores y río Borosa) y el pino, monumento natural, Félix Rodríguez de la Fuente. Continuamos pedaleando por calares y prados de altura, hasta que llegamos al control y refugio de Rambla Seca.
A partir de aquí comienzan los Campos de Hernán Perea. Una inmensa y extensa altiplanice kárstica, única en el sur de Europa, situada entre los 1.600 y 1.800 m de altitud. 
Durante 20 km disfrutaremos del plácido pedaleo y de la desoladora belleza de los Campos de Hernán Perea, salpicados, aquí y allá, por dolinas y uvalas que, a modo de cráteres, contribuyen a acentuar el aspecto desértico y lunar del entorno. 
Alcanzamos las máximas cotas de todo el recorrido (1.772 m) y paramos a comer en el refugio Campo del Espino. Ya solo nos restan escasos kilómetros para abandonar los Campos y comenzar a descender por una pista, junto al arroyo de La Cruz , para llegar poco después al nacimiento del río Segura.
Las aguas infiltradas en el extenso "Calar" de los Campos de Hernán Perea brotan, con bellas tonalidades cristalinas y azul turquesa, de un río subterráneo, a través de una poza o sifón, dando lugar al nacimiento del río Segura. 
Aprovechamos para tomar unos refrescos en el kiosko-bar próximo y continuar nuestro pedaleo pasando por Fuente Segura de Arriba y de Abajo. 
Salimos a una carretera y, si queremos evitar un tramo de sendero de escaso atractivo (pedregoso y con cortos tramos no ciclables), podemos continuar por dicha carretera (waypoint indicado en track) hasta llegar a Pontones y la misma puerta del Hotel Ruta del Segura (15:45 h).

A la tarde-noche, descanso, ducha, cervezas, compras y buena cena, por ese orden.

Datos prácticos:
Distancia: 63,0 km
Desnivel acumulado: 1.440 m           Altura máxima: 1.772 m
Tiempo en movimiento: 05:40 h
IBP: 103
Observaciones: Etapa más larga (aunque no más dura) del recorrido. No hay avituallamientos en esta jornada.
En la Cañada del Mesto, después de dejar el embalse de La Bolera, se pueden evitar los tramos no ciclables del camino-sendero por una pista paralela de reciente apertura (waypoint indicado en track).
Después de Fuente Segura de Abajo, salimos a una carretera y si queremos evitar un tramo de sendero de escaso atractivo, podemos continuar por dicha carretera (waypoint indicado en track) hasta llegar a Pontones.
Alojamiento: Pontones. Hotel Ruta del Segura (Tlf.- 953 438 287). Buen trato. Excelente relación calidad/precio. Muy recomendable.

Etapa 6: Pontones-Siles

A las 8:20 h comenzamos a pedalear por un corto tramo de carretera para desviarnos, poco después, por un camino-sendero ganadero que discurre por Los Palancares.
Una excelente luz matinal acompaña nuestro pedaleo por este precioso sendero/cañada.
Abandonamos el sendero y el recorrido oficial del GR-247, a la altura del cortijo de Los Cerezos, para tomar una pista asfaltada en dirección a Poyotello. Así, evitamos los senderos de ascenso no ciclables en Despiernacaballos y Paso de La Viga correspondientes a las etapas senderistas (oficiales) 18 y 19.
Poco antes de llegar a Poyotello, nos desviamos por un técnico sendero de descenso, con cortos tramos no ciclables, que desciende a la Cueva del Agua y a las riberas del río Segura.
Frondosa vegetación e impresionantes cantiles rocosos acompañan nuestro pedaleo por uno de los tramos más espectaculares de toda la ruta. 
Después de algunos puntos aislados no ciclables y un corto tramo de empujing llegamos a la aldea de Huelga Utrera. Un corto tramo de sendero y camino nos conducen hasta una carretera.
Continuamos unos 4,5 km por esta carretera (JF-7038), en suave ascenso, hasta que llegamos a Venta de Rampías (posible avituallamiento), donde almorzamos acompañados del sonoro rumor de una fuente.
Nos desviamos por una pista asfaltada hacia Los Anchos, lugar donde retomamos nuevamente el recorrido oficial del GR-247, y poco después llegamos a Prado Manguillo.
Distintas pistas forestales nos acercan al collado de Góntar y nos ofrecen excelentes panorámicas de las montañas y formaciones rocosas de la Sierra de Segura.
Continuamos por pistas forestales, ya predominantemente en descenso, hasta llegar al refugio Era del Fustal. Solo nos restan los 12,5 km de la última etapa (Etapa 21) para llegar al área recreativa Peña del Olivar, punto de inicio/fin del recorrido. 
Un precioso sendero nos acerca, entre un frondoso bosque de acebos y helechos, hasta la casa forestal de Las Acebeas.
Paramos a comer y continuamos pedaleando por este delicioso sendero. 
Llegamos a una pista forestal y nos desviamos por el sendero/vereda de la Piedra de los Agujeros. Impresionante y estrecho sendero a media ladera, de amplias vistas panorámicas, no exento de ciertos repechos de subida que nos obligan a empujar nuestras bicis cortos tramos.
Solo nos queda acometer un descenso, a tramos técnico y zigzagueante, por un sendero que discurre por otro exuberante bosque mediterráneo, el de Bucentaina, que nos conduce finalmente a la pista de acceso al área recreativa Peña del Olivar.
Estos últimos 10 km, prácticamente en su totalidad de senderos, son, sin duda, otro de los tramos más atractivos de todo el recorrido.
Seguimos por la pista, pasamos junto al área recreativa, y nos dirigimos por una pista asfaltada y un tramo final de carretera hasta Siles (15:15 h). Unas cervezas para celebrar la ruta y vuelta a casa.

Datos prácticos:
Distancia: 55,0 km
Desnivel acumulado: 1.410 m           Altura máxima: 1.566 m
Tiempo en movimiento: 05:00 h
IBP: 102
Observaciones: Venta de Rampías (Km 18). Tlf.- 953 490 110. Único avituallamiento de la jornada (comprobar apertura)
Sendero de descenso técnico y tramos no ciclables en la bajada desde Poyotello al río Segura. Puntos aislados adicionales y algún tramo de empujing hasta Huelga Utrera.
Tramos aislados no ciclables y cortos tramos de empujing en el sendero de la Piedra de los Agujeros. Técnico y zigzagueante sendero de descenso en el último tramo del recorrido (poco antes de salir a la pista del área recreativa Peña del Olivar).

Track recorrido (completo): Aquí.

En resumen, una espectacular y dura ruta de BTT que recorre tranquilos, desconocidos y solitarios rincones y parajes del parque Natural de Cazorla, Segura y las Villas, y en la que, kilómetro a kilómetro, se suceden bosques, ríos, arroyos y fuentes de aguas cristalinas, pueblos, cortijos, montañas, valles, cañones, roquedos, calares, altiplanicies kársticas, dolinas y prados de altura, etc, amenizados, en todo momento, por cómodos descensos y raciones diarias de preciosos, divertidos y sencillos senderos históricos. Otra ruta de BTT imprescindible de la geografía española: Un impresionante y refrescante recorrido por nuestro húmedo Sur, nuestros Bosques del Sur.

No obstante, señalar que la ausencia de avituallamientos y, en algún caso, de lugares habitados de pernocta, así como el corte con barreras de bastantes pistas forestales que dificultan el apoyo de un coche escoba, obliga al auto-transporte del equipaje (lo más recomendable y operativo es prescindir de alforjas y llevar un portaequipaje/transportín con un bulto central y una mochila a la espalda). A ello hay que sumar que las etapas son un continuo sube-baja, con bastantes kilómetros de senderos, poco pisteras o rodadoras, y que existen además tramos de senderos técnicos y/o no ciclables que obligan a arrastrar o empujar la bicicleta. Por ello, no es una ruta equiparable a otras rutas comerciales al uso y requiere cierta mentalización previa y/o perfil montañero a todo biker que desee realizarla.


El recorrido propuesto es ciclable (excepto puntos aislados) en su práctica totalidad, salvo dos tramos de la Etapa 2: La Vía pecuaria de los Tres Mojones (aprox 2,0 km) y la pista de El Tosero (800 m y 200 m de desnivel). El primero de ellos no resulta especialmente problemático, ya que discurre, en su mayor parte, en bajada o a media ladera. El segundo tramo, por su parte, es poco agradecido y supone un sobreesfuerzo y motivación extra.  En el caso de que se opte por evitar estos tramos, habría que continuar por la carretera del camping de Montillana y desviarnos posteriormente por otra carretera, a la altura de la presa, hasta enlazar el track, para abandonarlo posteriormente, en el segundo de los waypoint del track, continuando por la carretera y enlazando nuevamente con el recorrido a la altura del Collado del Ojuelo. En este caso, y teniendo en cuenta los kilómetros adicionales de carretera y la eliminación de dos lentos y entretenidos bucles, podría incluso plantearse reducir a dos las tres primeras etapas de la ruta (Siles-Refugio de La Parra -72 km- y Refugio de La Parra-Cazorla -44 km-).

Por último indicar que, en nuestra opinión, el recorrido (principal) del GR-247 resulta más apropiado, dada la abundancia de pistas y carriles, para ser recorrido en bicicleta de montaña que a pie. Eso sí, sería recomendable, en un futuro, que a lo largo del mismo se señalizaran alternativas en bicicleta para evitar los (cortos) tramos no ciclables. A falta por ahora de dicha señalización, esperamos que la información, descripción, fotografías y  track de la ruta incluidos en este post, resulten de utilidad para futuras repeticiones.
Leer más...